Identificar a tu competencia, un recurso decisivo para tener éxito en tu negocio

By 10 enero, 2018Competencia, Negocios
identificar competencia

Definir qué negocio se quiere iniciar, tener claras las metas, identificar el mercado en el que se quiere incursionar y los posibles competidores, es decisivo para que una empresa tenga éxito.

De acuerdo con un análisis de Startup México, el plan de negocios es un elemento básico en todo lo que se quiera emprender.

Explicó que definir el modelo de negocio que se quiere y contar con un plan financiero para dos años, en el que se proyecten las líneas de ingresos y egresos con estimaciones reales, es primordial para iniciar cualquier tipo de empresa.

Es primordial tener claro qué producto o servicio se va a ofrecer, con todas sus características y especificaciones, así como las necesidades que va a cubrir en el mercado, lo que es clave para tener buenos resultados.

Otra cuestión importante es la identificación de los posibles competidores como parte del Plan de Negocios (existentes y potenciales), con sus fortalezas y debilidades, debido a que esto evitará problemas a corto, mediano o largo plazo en el mercado.

Identificar con anticipación las amenazas que puedan presentarse en el negocio, puntualizó, también ayudará a implementar estrategias antes de que afecten el buen desarrollo y la estabilidad de la compañía.

De acuerdo con la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), las industrias expuestas a mayores niveles de competencia experimentan un crecimiento más acelerado y aumento de su productividad.

El marketing y los modelos de relacionamiento deben estar en constante cambio para identificar los nuevos motivadores de los clientes y poder generar estrategias que les permitan vincularse con las marcas o empresas.

Es por eso que hoy ya no hablamos de un enfoque en el cliente, que simplemente se trataba de identificar a nuestro mercado potencial e intentar llamar su atención con mensajes pegajosos o con diseños espectaculares, sino que ahora hablamos de pasión por el cliente, que busca hacer de la marca un elemento trascendental en la vida cotidiana de los usuarios, lo que nos obliga a ofrecer menos eslogans y más acciones concretas.